¿Cuánto cuesta un seguro de vida?

Es una de las dudas más comunes. Hay varios factores que determinan el precio, por lo que varía según cada persona. Eso sí, es mucho menos dinero del que imaginas y te contamos por qué.


La función de un seguro de vida riesgo es protegernos frente a cualquier imprevisto. Si nos sucede algo, nuestros beneficiarios (o nosotros mismos) recibirán una indemnización para hacer frente a los gastos que surjan. Es un producto muy útil para cualquier persona: si vives solo, si tienes familia, si tienes una hipoteca… Pero ¿cuánto cuesta un seguro de vida?


Factores que influyen en el precio

Dos personas pagarán precios distintos por una misma póliza. Las aseguradoras tienen en cuenta diversos aspectos para establecer exactamente la prima. Por eso, para saber cuánto cuesta un seguro de vida, hay que considerar estos aspectos:


Edad

Las posibilidades de que nos ocurra algo crecen con los años. Por eso, las personas más jóvenes pagan menos por sus pólizas: es menos probable que las necesiten.

El precio sube un poquito cada año dado que la edad es uno de los factores que determinan el precio, la prima se va adaptando al paso del tiempo. Esto ocurre con los seguros de vida temporales renovables, es decir, aquellos que se van actualizando y pagando año tras año.

Entre mas joven seas, menos pagas.

Suma Asegurada

Cuanto más dinero quieras que reciban tus beneficiarios si te ocurre algo, más prima tendrás que pagar. Por tanto, es más barato contratar un seguro de un millón de pesos que uno de diez millones.

Ten en cuenta que la prima del seguro crece conforme pasa el tiempo: hace 20 años se compraban más cosas con 100 pesos que ahora, ¿verdad? Por eso, es importante ir actualizando con la inflación. Eso, obvio, también elevará el precio.

Las coberturas extra

Puedes contratar un seguro de vida tradicional, que indemniza a los beneficiarios solo si tú falleces. Pero puedes añadir otras coberturas, como que también te cubra en caso de invalidez y que en este caso puedas seguir protegido y ya no pagues más. Yo le llamo "Ponerle toppings" a tu seguro, y al igual que el helado cuanto más toppings tenga el producto, más subirá el precio (pero vale la pena).

Género y hábitos

Depende mucho si eres hombre o mujer. Y depende más si eres fumador. Es decir, para una mujer de 25 años que no fuma le saldrá más barato que para un hombre de la misma edad que sí fuma. El seguro para una mujer es más barato que para un hombre porque es menor el riesgo a morir.

Otros factores que incrementen el riesgo de fallecimiento

La aseguradora tiene que saber todas las circunstancias que afecten al riesgo. Por tanto, te harán algunas preguntas sobre tu salud y sobre si realizas algún deporte extremo o tienes una profesión de riesgo. Siempre debes responder con la verdad; si te ocurre algo por alguno de estos motivos y mentiste, la compañía puede negarte la indemnización.


Protégete por menos de lo que cuesta una cena

Si te preguntas cuánto cuesta un seguro de vida, lo más sencillo es hacer una cotización, para eso nosotros te podemos ayudar.

Por ejemplo, una hombre de 30 años que quiera asegurar 2 millones de pesos podrá hacerlo desde $650 al mes. ¡Menos de lo que cuesta salir a cenar con la familia!


Este precio ya incluye unos toppings, como que si te quedas invalido te dan los 2 millones a ti y a parte ya no tienes que pagar nada y seguirás protegido por otros 2 millones.

Para que te des una idea del precio de los toppings, esta misma póliza sin toppings, o sea, solo cubriendo si falleces costaría $518 al mes. Realmente vale la pena los toppings ¿o no?

Estas cifras son orientativas, siempre dependerán de cada caso concreto, pero quizá te sirvan para ayudarte a saber cuánto cuesta un seguro de vida. Si tienes cualquier duda, da clic aquí y nosotros te podremos asesorar para que tomes una excelente decisión.

#segurodevida #dinero #seguros #proteccion #agentedeseguros

5 visualizaciones0 comentarios